“Huevos de Pascua"

11-04-2020 por Nutricionistas Departamento de Educación Municipal

Origen de los Huevitos de Pascua

       El huevo es un símbolo de la Pascua que representa el inicio de la vida.

       La tradición de regalar huevos surge como consecuencia de la abstinencia que la iglesia católica mandaba a guardar la Cuaresma. En este período los cristianos no podían comer carnes, huevos o lácteos.

       Terminada la Cuaresma las personas se reunían y regalaban huevos decorados con colores y motivos festivos.

¿Cómo hacer Huevitos de Pascua?

Lo primero que hay que hacer es preparar los huevos que se van a pintar, para ello, hay 2 opciones:

  • Hervirlo hasta que quede duro à Decoración puntual.

·         Vaciar el interior à Decoración permanente.

Huevo de Pascua Cocido

       Hervir el huevo, durante 8 a 10 minutos, dejarlos enfriar y secar bien con papel de cocina.

       Para teñir el huevo que introducirlo en una taza con 1 cucharada de colorante alimenticio y 2 cucharadas de vinagre.

       Crear colorante: Al agua de cocción de los huevos colocar ingredientes naturales durante 10 – 15 minutos.

Si lo va a pintar directamente, puede aplicar una base blanca o de otro color y a continuación hacer diferentes dibujos

Huevo de Pascua vacío

       Vaciar el huevo: Con mucho cuidado realiza un agujero en cada extremo del huevo con ayuda de un alfiler. Puedes soplar por un agujero para empujar la clara y extraer todo el contenido.

       Lava bien el huevo y sécalo con papel de cocina.

       Introduce un palillo en el huevo vacío y clávalo en una superficie como un trozo de corcho para sujetar el huevo y poder pintarlo.

       Puede teñir el huevo sumergiéndolo en un vaso de plástico lleno hasta la mitad con un poco de pintura, luego 2 cucharaditas de vinagre y 2 cucharaditas de agua tibia. En caso de que quiera un efecto borroso se debe añadir un poco de aceite vegetal a la mezcla.

       Otra opción es pintar la base con una capa de pintura que puede pintarse con spray de colores o con pintura acrílica con ayuda de un pincel.

       También puedes sumergir el huevo en agua templada con unas gotas de colorante y vinagre para fijar el color

¡Recuerda!

       Aprovechemos esta instancia para pasar tiempo en familia y reforzar las actividades prácticas, teniendo un momento de esparcimiento junto a los más pequeño del hogar.

 



GALERIA